2015

Rede Museística Provincial de Lugo

Category
Art
About This Project

Sas Diosas. Miradas, sa arèntzia mea

“Transformo en pintura las gotas de mi sangre para retratar las mujeres que juntas representan las últimas seis generaciones de mi familia materna”

Vídeo Arte / Fotografía / Paisaje sonoro

 

La realización de esta obra, desde su comienzo hasta el final, ha sido posible gracias al uso de las nuevas tecnologías y a la disponibilidad de mi familia, amigos, e incluso, amigos de amigos… Skype, Whatsapp, Facebook y Twitter han sido durante estos últimos meses mis aliados. Gracias a ellos he podido retratar mi familia y finalmente transformar mis imágenes mentales en el vídeo “Sas Diosas. Miradas, sa arèntzia mea”. En lugar de coger un avión, he elegido confiar en las herramientas que, desde hace años, utilizo a diario para estar en contacto cada día con familiares y amigos en todo momento, independientemente de la distancia física que nos separa. Mi madre me “cogió de la mano” para dar un paseo virtual por mi casa durante semanas: entre cajas y cajas de fotografías antiguas, hemos repasado y recordado juntas cada imagen, cada mirada, cada momento que había sido capturado en el pasado y custodiado durante años. Desde el primer instante de este proceso tomé conciencia del hecho de que sin ella mucho de este trabajo no hubiera sido posible. Además de ser una mujer que, sin dudarlo dos veces, siempre se ha adaptado, gracias a mí, o por mi “culpa”, a utilizar cualquier cosa que nos pudiera ayudar a sufrir menos la distancia, ha sido desde siempre una inmejorable guardiana de los recuerdos. Gran coleccionista y amante de las antigüedades, ha recolectado durante toda su vida una cantidad enorme de objetos que por su valor histórico, además de sentimental, hablan de nuestra familia durante generaciones. Hasta ese momento, no me había dado cuenta de que la casa de mis padres, a su manera, es un pequeño museo. Por esta razón, además del puro sentimiento que nace del vínculo de sangre, he querido y podido retratar esa memoria histórica que, de algún modo, va más allá de nuestra historia personal. Siento que gracias a este proyecto, finalmente he recogido de ella el testigo de cuidar todo aquello y enseñarlo a los demás. Lo hago transformando en pintura las gotas de mi sangre para retratar seis mujeres que juntas representan las últimas generaciones de mi familia materna: Mariagiuseppa Mulas, Giuseppina Madau, Giovanna Saba, Ines Serra, Monica Mura y Gaia Plateo. Para acompañar a las imágenes he elegido hacer una versión cantada de algunos de los versos de la poesía en lengua sarda “A Diosa”, escrita por Badore Sini (1873-1954), y musicada por primera vez en 1921 como “Non potho reposare” (No puedo descansar) por Giuseppe Rachel (1858-1937). Este tema tiene un significado muy especial, porque es la única canción en lengua sarda que me enseñaron en las clases de canto de primaria. Todavía siento muy viva la emoción que me embargaba cuando, de pequeña, aún sin entender las palabras, le cantaba a mi madre este himno sardo de amor a la mujer y a la tierra. Hoy, al fin consciente del hermoso significado de cada palabra, quiero repetir ese pequeño gesto lleno de cariño, para celebrar la vida y ensalzar mis raíces. Es curioso cómo procesos así pueden abrir y cerrar puertas, reforzar, romper o crear nuevos lazos. Quizás sea justo remarcar su valor antropológico, ya que su visionado propicia una reflexión tanto personal como colectiva. Finalmente, he querido cerrar este vídeo, que en su concepción tiene una estructura narrativa circular que se mueve hacia el infinito, con algunas de las traducciones que he recibido en estos días. En la era de la comunicación 5.0, donde ordenadores, tablets y smartsphones permiten transmitir y recibir información en tiempo real en todo el mundo a través de la red, he utilizado las redes sociales para poner alas a este proyecto, consiguiendo que amigos, amigos de amigos y desconocidos tradujesen el título y la frase en sardo que explica muy brevemente esta obra. Ellos dedicaron con paciencia un momento de su vida a hacer este gesto simbólico colectivo con el que se quiere recordar la importancia y la riqueza de cada una de las lenguas.

 

Ideada de forma específica para la 2ª FASE de Olladas ‘A miña familia’, dentro del marco del proyecto “A arte de sermuller nun mundo por compartir 5.0”. 2015. Piezas: “Sa Diosa 33×33 cm, Su Centru 26×26 cm, Sa Còrbula 24×24 cm, Su Coccoi 17×17 cm, Su Coro 17×17 cm, Sa Mariposa 13×13 cm, Sa Tzìchera 10×10 cm, Sas Raighinas base 8×8 cm, 25×25 cm.” Vídeo: “Sas Diosas. Miradas, sa arèntzia mea” (Las mujeres de este vídeo son: Mariagiuseppa Mulas, Giuseppina Madau, Giovanna Saba, Ines Serra, Monica Mura y Gaia Plateo. Juntas representan las últimas seis generaciones de mi familia materna. El tema sonoro utiliza versos de la poesía en lengua sarda “A Diosa” (La Diosa) escrita por Badore Sini (1873-1954), y musicada por primera vez en 1921 como “Non potho reposare” (No puedo descansar) por Giuseppe Rachel (1858-1937). Adaptado por Monica Mura (voz y paisaje sonoro), interpretado por Fernando de Arana (guitarra) y grabado por Santiago Rodríguez Fernández. Libro de artista.

 

audio
trailer
dosier